¿Cómo aprovechar tu talento para impactar en los demás?

by Vicente Ferrio
Visto: 4931

El aburrimiento profesional

Cada día me encuentro con más amigos insatisfechos profesionalmente, parece una epidemia. Se sienten frustrados y aburridos a pesar de que alcanzaron buenos niveles de formación y están preparados y bien considerados en sus puestos de trabajo. También hay otros que están en trabajos precarios que les desgastan y desmotivan aún más, pero al final la sensación de inconformidad y apatía es la misma. ¿Te resulta familiar? A mí bastante.

De ello quiero hablarte en este artículo, y si este fuera tu caso, darte algunas ideas que te ayuden a tomar decisiones. Son reflexiones que a mí me han funcionado y espero que a ti aporten un nuevo punto de vista.

Hasta ahora te han educado, y a veces dogmatizado, para elegir la estabilidad de un trabajo seguro frente a la posibilidad de seguir tu pasión y alimentar tu talento para desarrollar esa gran idea que llevas dentro y que realmente podría impactar en los demás y cambiarte la vida.

¿Qué piensas hacer con tu única e irrepetible vida?

Trabajes donde trabajes, y te vaya bien o mal, no olvides que el éxito es temporal, la vida es cíclica y todo cambia. Y lo mejor para soportar esos cambios es conectar con tu esencia, con tu talento y buscar tu autenticidad, y eso solo se consigue siendo congruente con uno mismo. Y para ello es necesario que no dependas de los demás, ni de una empresa o de factores que escapen a tu control.

"No es la especie más fuerte la que sobrevive, ni la más inteligente, sino la que responde mejor al cambio".

C. Darwin

¿Qué tipo de persona eres?

Quizá tu también has tenido una sensación de bloqueo que te impide avanzar, impotente ante el esfuerzo que representa un cambio o sin la disciplina necesaria para afrontarlo. Cambiar de dinámica y de hábitos es tremendamente difícil. Conozco esa sensación de que te falta algo, créeme que sé lo que es estar ahí, intentando explorar tus posibilidades, trabajando tu autoconocimiento y siempre con la vista puesta en esa actividad que tanto te gusta.

Una actividad que te permita disfrutar de lo que haces, en lo que eres bueno, eso que te hace entrar en flujo, que dilata tus pupilas e ilumina tu cara de ilusión. Solo tú sabes de lo que estamos hablando, lo puedes imaginar y te puedes ver en esa vida que persigues.

Si es así es que ya estás preparado para esa segunda oportunidad, esa actividad que te permite disfrutar trabajando y aportar valor a la sociedad siendo útil a los demás.

"Existen dos tipos de personas, las que consiguen lo que quieren y las que no se atreven a conseguirlo. Las que piensan en grande y las que piensan en pequeño. Las que creen y confían en sus posibilidades y las que se dejan dominar por el miedo y la incertidumbre"

Piensa un momento con qué grupo te identificas, con los que consiguen lo que quieren o con los que no se atreven a conseguirlo. Si realmente se desea un cambio primero debemos empezar por nosotros mismos, por tus hábitos, actitudes y comportamientos. Piénsalo un momento, ya sé que duele, pero de eso se trata.

"El hombre está condenado a ser libre, porque una vez que está en el mundo es responsable de todo lo que hace"

Muchas veces, para conseguir resultados extraordinarios, necesitas trabajar de forma autónoma en lo que se te da bien hacer y sintiendo que lo que haces tiene sentido.

¿Qué es lo que se te da bien hacer?

Para ese cambio personal, ya sea de vida o de carrera vas a necesitar grandes ideas para una transición que te permita conectar con tu esencia, con lo que eres, lo que se te da bien, en lo que eres brillante, sin bloqueos. Así podrás ser tu mejor versión, transformándote tú, incluso mejorando la vida de los que te rodean e inspirando a los demás.

El objetivo es que despiertes tu pensamiento más creativo y pases de la pasividad a la acción.

Bien es cierto que el mundo cambia y es cada vez más rápido y más competitivo. Y es probable que los sobre-estímulos que recibes continuamente te impidan el silencio y observar lo que te rodea. Si quieres adaptarte a este cambio permanente tendrás que cambiar de actitud y que busques en tu interior para conocerte mucho mejor.

Si quieres resultados diferentes, tendrás que hacer cosas diferentes.

Te voy a plantear 10 preguntas que me gustaría que respondieras con total honestidad. Son preguntas enfocadas a tu autoconocimiento, que te van a permitir recordar y conectar con tu verdadero talento:

1-  ¿Qué cosas se te da bien hacer de forma natural?

2-  ¿Qué te emociona? ¿De qué podrías hablar durante horas sin cansarte?

3-  ¿Sobre qué cosas te preguntan normalmente o piden consejo?

4-  ¿Cuáles son tus dones naturales? Esas cosas que se te dan especialmente bien.

5-  ¿Qué estabas haciendo la última vez que te sentiste en estado de flujo?

6-  ¿Cómo te gusta ayudar a los demás?

7-  Si no tuvieras que preocuparte por el dinero, ¿a qué dedicarías tu vida?

8-  Piensa uno o varios trabajos o actividades que te encantaría hacer y que tienes la sospecha que se te darían muy bien

9-  ¿Qué sueles hacer en tu tiempo libre? ¿Sobre qué sueles leer con más frecuencia?

10-  ¿Cómo te gustaría que te recordaran?

Si has conseguido responder todas esta preguntas, te felicito. Y si necesitas más tiempo no te preocupes, vuelve a leerlas con calma tantas veces como lo necesites. El objetivo es conectar con unos mismo y que te conozcas mejor.

Pero la pregunta más importante viene ahora.

¿Cómo consigo resultados diferentes? ¿Qué pasos voy a dar? 

Esa es la pregunta clave, cómo aplicar todo esto.

Como todo ser humano, eres un sistema formado por tu cuerpo, tus emociones y tu lenguaje que interaccionas con lo que te rodea, tu familia, tus amigos, la sociedad o el trabajo.

Y este fenómeno humano que eres tú está siempre en permanente proceso de cambio, un aprendizaje que te va transformando, obligándote a observarte y cuestionarte continuamente.

En este proceso de aprendizaje el protagonista y responsable eres tú mismo, y tendrás que poner en práctica habilidades como la empatía, la asertividad, la escucha, la observación y la interpretación de todo lo que te rodea. Créeme que estarás más despierto y serás más brillante.

Cambiar es difícil, y es probable que tengas muchos argumentos para renunciar a ese cambio que mereces, suelen ser excusas de todo tipo las que puedes usar para no dar el primer paso. Entre las mas recurrentes hay 3 tipos de excusas que solemos usar para renunciar al compromiso y no pasar a la acción:

1-  Tus excusas de culpa: donde culpas a algo o alguien para no hacer realidad el cambio que quieres o te auto-justificas con alguna historia de tu infancia a la responsabilizas de tus limitaciones.

2-  Tus excusas de responsabilidad: en las que responsabilizas de tus frustraciones personales a tu entorno o circunstancias como familia, aspecto, sociedad, colegio, trabajo o país.

3-  Tus excusas de imposibilidad: donde argumentas miles de razones con dificultades para dar el paso deseado.

Te animo a que empieces a dar pasos concretos en la búsqueda de ese cambio que quieres en tu vida.

Estos son los 4 pasos fundamentales para afrontar el cambio:

1-  Visualizar claramente el futuro que deseas. Imagínalo y descríbelo realmente.

2-  Tomar conciencia de donde te encuentras ahora, es decir tu realidad.

3-  Identificar los obstáculos que te vas a encontrar, tus miedos e incertidumbres.

4-  Desarrollar un plan de acción con los pasos a dar. Qué vas a hacer a partir de ahora.

Siguiendo esas fases tomarás conciencia de tu potencial, alimentarás tu pasión y estarás listo para aprender a generar los resultados que deseas. Ahora es tu turno, toma un papel y describe:

1. Lo que quieres conseguir

2. Cuál es tu situación ahora mismo

3. Cuáles son tus obstáculos y miedos

4. Los pasos que vas a dar a continuación (solo tú los sabes)

"Quien tiene un porqué para vivir, puede soportar casi cualquier como"

Viktor Frankl

 

Otros Artículos destacados

Descarga gratis el ebook

“6 Claves para Cambiar de Carrera y Seguir tu Talento”

con ideas prácticas para conectar tu carrera con tu talento.



Déjanos tus comentarios

Comentarios

  • No comments found