Tu muerte a fuego lento como profesional

La obsolescencia programada profesional suele ser un monstruo al que alimentas cada día de forma inconsciente con tu apatía como espectador pasivo de lo que sucede a tu alrededor. 

Es relativamente sencillo, sueles rechazar tu responsabilidad como protagonista de tu vida culpando de tu vacío existencial profesional a todo tipo de causas externas.

Mala suerte laboral, crisis, jefes psicópatas, reestructuras, empresa con la que no te identificas, EREs, mala elección de carrera, desengaño con tu profesión, tu origen, ausencia de mentores adecuados, y así una larga lista de argumentos de victimismo y queja que no hacen sino justificar tu sesgo de confirmación de que no es tu culpa sino de todo lo que te rodea.

Y así dejas pasar meses y años, esperando que las cosas cambien solas o llegue una oportunidad increíble cuando en realidad te estás consumiendo al fuego lento de tu frustración profesional crónica, o lo que es lo mismo, quedarte obsoleto como profesional a pesar de ser un experto anónimo de tu tema, ese tema al que has dedicado tanto tiempo en tu carrera y que te convierte en un campeón o campeona inconsciente y no reconocido en tu sector.

Ponte en valor como el experto que eres

Piensa cuántos años llevas de vida laboral, haz un recorrido por cada uno de ellos y escribe en una hoja en blanco tus principales aprendizajes y logros, tus relaciones, tus formaciones y tu evolución como profesional.

Elevate y sitúa esa combinación de virtudes en la media de tu sector, y rápidamente verás que estás por encima de la media.

¿Cuál es tu sector? Aplica para todos igual, ¿consultoría, industria, ingeniería, banca, retail, hostelería y turismo?

El evitar desde ahora tu obsolescencia programada como profesional depende exclusivamente de ti.

Tus opciones

En realidad tienes dos opciones:

  1. Más formaciones especializadas, consumo pasivo de contenidos en modo Netflix, infoxicarte -intoxicarte de información- y continuar con el vicio del cursillismo apuntándote a todo lo que te deslumbra cual objeto brillante a un niño.
  2. Trabajar tu mentalidad, más iniciativa y menos planificación, más habilidades conscientes y menos síndrome del impostor.

Imagino que sabes cual es la opción buena y la opción mala ¿verdad?

Es sencillo, para reprogramarte y evitar tu obsolescencia como profesional sólo tienes que pensar a largo plazo y entender que la vida y los negocios son un juego infinito, en el cual no conocemos las reglas, ni los jugadores, ni la duración y al final no hay ganadores o perdedores, sólo los que consiguen lo que quieren y los que no se atreven a conseguirlo. 

Piensa en qué grupo estás tú.

Este juego infinito trata de pasar de la tiranía del corto plazo a la liberación del largo plazo, de pensar en pequeño a pensar en grande, de tener una mentalidad finita de frustraciones agobio e incertidumbre, a una mentalidad infinita de enfoque, claridad y tranquilidad.

Tu misión a partir de ahora es dirigir tu carrera en la dirección adecuada, poniendote en valor como el experto que ya eres, ordenando y estructurando toda tu experiencia y conocimiento acumulado, dado a conocer como un referente en tu tema que atraiga a los demás.

Ahora te toca a ti

Pues para ayudarte a descubrirlo he preparado esta masterclass gratuita donde te voy a contar cómo crear un Plan B profesional basado en tu conocimiento que te de la libertad, independencia y propósito que siempre has buscado.

En esta clase intensa y directa a lo esencial aprenderás 3 cosas:

  1. Las claves para transformar tu carrera y encontrar tu zona de influencia
  2. El sistema para convertirte en emprendedor del conocimiento
  3. El método que te va a generar clientes de forma constante

El objetivo es ayudarte a crear tu plan B profesional y lanzar tu negocio del conocimiento cuanto antes, para que refuerces tu carrera y te vendas como el experto que ya eres en tu tema.

Nos vemos en la masterclass.

Share via
Copy link
Powered by Social Snap